Cuando has intentado matar una cucaracha y has buscado el insecticida que tenías más a mano, ¿has observado que apenas les afectaba? Mientras el insecto ha tenido tiempo suficiente para escapar y colarse por alguna ranura fuera de tu vista. La realidad es que las cucarachas se están haciendo más resistentes a prácticamente todos los insecticidas químicos.

¿Por qué se les llama cucarachas mutantes?

Las llamadas «cucarachas mutantes» son las bien conocidas cucarachas alemanas o rubias pero con una notable resistencia a los productos químicos convencionales, lo que parece que puede condicionar el próximo verano al haber un exceso de estos bichos en todo el país como consecuencia.

Lo que sí es cierto es que a esta especie le va muy bien en nuestro país. El aumento de la temperatura media en España debido al cambio climático ha hecho que su temporada de reproducción sea más larga y que su capacidad para aumentar su resistencia a los insecticidas, generación tras generación, también se está incrementando. Es el proceso natural de supervivencia de los más adaptados.

También podrás apreciar que en verano hay un aumento significativo de cucarachas y es porque debido al calor aumentan ya que ayuda a que crezcan más rápido.

Los expertos aseguran que las llamadas a los fumigadores ha aumentado un 33% respecto al año pasado por estas fechas.

¿Dónde se encuentran las cucarachas mutantes?

A todas las cucarachas les gusta el calor y la humedad, por lo que se sienten atraídas por el calor que desprenden los electrodomésticos, como la parte trasera de los refrigeradores y los hornos. Esta especie de cucaracha escala muy bien, lo que no es raro que suban hasta la encimera de la cocina buscando agua y alimento, especialmente atraídas por los restos de comida y migajas que encuentran allí.

Además, las cucarachas son extremadamente adaptables y pueden esconderse en los lugares más pequeños y recónditos. También se meten en los armarios o en los espacios que pueda haber en zócalos, entre los marcos de las puertas y las paredes, y en las tuberías de agua. Estos lugares les proporcionan refugio y acceso a fuentes de alimento sin ser perturbadas.

Pueden vivir y reproducirse dentro de grietas y hendiduras de las paredes, debajo de los muebles y en espacios oscuros y estrechos. Esto las hace especialmente difíciles de erradicar, ya que se ocultan en áreas de difícil acceso y pueden pasar desapercibidas durante largos periodos.

¿Cómo se pueden combatir las cucarachas mutantes?

Dado que el aumento de la resistencia a los productos químicos es una realidad y no se puede incrementar la toxicidad de los venenos, las empresas de control de plagas están adoptando métodos menos invasivos y más sostenibles, como las trampas mecánicas.

Existen algunas estrategias que se pueden emplear para prevenir su aparición:

Limpia regularmente la cocina

Especialmente las áreas detrás del horno, la nevera, el lavavajillas, debajo del fregadero y alrededor de los cubos de basura. Hazlo al menos una vez a la semana.

No dejes restos de comida en la encimera

 Tampoco dejes restos en el fregadero durante la noche. Lava los platos y limpia las superficies antes de acostarte cada día.

Mantén todas las superficies de la cocina bien secas.

Evita que los grifos goteen o que se acumule agua en el fregadero. Todo debe estar bien seco, incluso colocando el tapón en el desagüe.

Revisa los zócalos, los marcos de las puertas y las salidas de los desagües. 

Sella cualquier agujero que encuentres, aunque no hayas visto cucarachas.

Guarda los alimentos en recipientes herméticos 

Como puede ser dentro de armarios, preferiblemente elevados.

Mantén limpias y ordenadas las áreas exteriores

Como lavaderos, balcones y terrazas. Elimina cualquier acumulación de agua.

Los métodos de control de plagas son indispensables para mantener tu espacio limpio y salubre. Cuenta con Eusem, empresa antilplagas especializadas en Granada, Málaga, Almería y Jaén si fuese necesario.

Ir al contenido